Plataforma Audiológica GEA | Forjada desde 2012

Blog

Encuentra Áreas CCAA

Mediante la ayuda de Geolocalización


Consecuencias posibles de una pérdida auditiva

Los problemas de audición afectan a 1.500 millones de personas en todo el mundo, según datos de la Organización Mundial de la Salud. La pérdida de audición que no se trata implica dificultad para escuchar. Pero esta no es la única consecuencia que tiene, ya que también pueden desarrollarse otros problemas causados por la hipoacusia.

 

En primer lugar, destacan los problemas de salud y las enfermedades que pueden desarrollar las personas que padecen pérdida de audición. No aplicar los tratamientos adecuados para la tratar la enfermedad como puede ser el uso de audífonos, puede generar problemas físicos en las personas. Esto implica cansancio, cefalea y problemas musculares. También puede provocar otras anomalías como vértigos, problemas estomacales, estrés y dificultades tanto para comer como para conciliar el sueño.

 

Por otra parte, las personas con sordera pueden desarrollar otras enfermedades más graves. Es el caso del alzhéimer, la demencia y las enfermedades cardiovasculares. Si no se tratan los problemas de audición aumentan las posibilidades de padecer alguna de estas enfermedades.

 

En cuanto al aspecto psicológico, es común también que los pacientes que han visto disminuida su audición padezcan diferentes problemas psicológicos. Las dificultades para escuchar generan inseguridad en la persona, provocando también desconfianza y frustración al ver limitadas sus capacidades y no poder desarrollar una vida normal. Esto puede acabar derivando en enfermedades más graves como ansiedad o depresión.

Además de los efectos que tiene sobre la salud, la pérdida auditiva tiene también un impacto sobre el aspecto social y económico de las personas. En el aspecto social supone la dificultad para realizar diferentes actividades cotidianas y mantener el contacto y las relaciones con otras personas.

 

Por último, los problemas de audición que no se tratan tienen consecuencias económicas. Este impacto económico se refleja en una disminución de la productividad que provoca unas pérdidas de 185 mil millones de euros en Europa. Además, los pacientes sin tratar suponen un 26% más de coste a la sanidad.

 

El 80% de las personas con problemas de audición no utilizan audífonos. Estas personas se exponen a sufrir los diferentes problemas de salud y sociales mencionados. Para evitarlo, se debe realizar en primer lugar una prueba auditiva con la que diagnosticar la pérdida auditiva. Posteriormente, se aplicará al paciente el tratamiento adecuado para recuperar la audición, mejorar la calidad de vida y prevenir la aparición de enfermedades, ya que está demostrado que el uso de audífonos reduce el riesgo de padecer alzhéimer o demencia.

Valora este artículo del blog:
Causas de sordera en niños y en adultos. La preven...
¿Qué líquidos tenemos en el oído?



GEA Audiológia
26 Noviembre 2021
Blog
Valora este artículo del blog:
GEA Audiológia
17 Noviembre 2021
Blog
Valora este artículo del blog:
GEA Audiológia
12 Noviembre 2021
Blog
Valora este artículo del blog:
GEA Audiológia
03 Noviembre 2021
Blog
Valora este artículo del blog: