900 840 079

TELÉFONO GRATUITO

gea@gea-audifonos.com

Niños y pérdida de audición

Post de a Ago 23, 2018 en BLOG | 0 comentarios

A la mayoría de los niños que nacen con pérdida de audición se les puede diagnosticar mediante una prueba de la audición. En algunos casos este trastorno se debe a infecciones, traumas y niveles de ruido perjudiciales, y el problema no se manifiesta hasta una etapa posterior de la niñez. Si la prueba de audición del bebé no es satisfactoria, no necesariamente significa que tiene pérdida de audición. Puede ser que haya restos o que el líquido en el oído dificulte la prueba, por ello suele realizarse nuevamente para confirmar el diagnóstico. Un niño nacido prematuro tiene más probabilidades de que tenga pérdida de audición que un niño nacido en fecha prevista de parto. Un bebé puede sufrir pérdida de audición también si recibió medicamentos que pueden causar dicha pérdida de audición, conocidos como ototóxicos. ¿Cómo podemos detectar una pérdida de audición en niños? Con alguna de estas faltas, dificultades o problemas se puede estar en la pista de una posible pérdida de audición: limitaciones en el habla, habla deficiente o falta de habla falta de atención frecuente dificultades de aprendizaje necesidad de subir el volumen del televisor falta de respuesta al nivel ruido conversacional o respuesta inadecuado Si su hijo sufre pérdida de audición, el uso de audífonos puede ser el mejor remedio para mejorar su capacidad auditiva y paliar los efectos negativos de la pérdida de audición. Una pérdida de audición sin tratar influye enormemente en la capacidad de aprendizaje, socialización y comunicación del niño. Los audífonos son el principal tratamiento no médico para la pérdida de audición neurosensorial. El tipo de pérdida de audición más común incluye la disfunción de células ciliadas externas; los audífonos permiten amplificar el sonido para superar este problema. Los componentes básicos de un audífono son el micrófono, el amplificador y el receptor. Una serie de opciones de circuitos modifican la forma en que el audífono hace que ciertos sonidos sean más...

Leer más

El estrés y la audición, ¿es el tinnitus una consecuencia?

Post de a Jul 27, 2018 en BLOG | 0 comentarios

El estrés y la audición son dos conceptos que se relacionan más de lo que pueda parecer. Una de las consecuencias del estrés es lo que comúnmente conocemos como acúfenos o tinnitus. Es como una pescadilla que se muerde la cola porque sufrir de tinnitus es motivo de situaciones estresantes pero como hemos comentado antes también el tinnitus puede ser causado por estrés o un periodo estresante.   En el primer caso, si se sufre estrés como consecuencia de los efectos del tinnitus, existen distintas estrategias para lidiar con el estrés. Concentrarse en otras cosas puede ser una de ellas. Encontrar la relajación o, por el contrario, las actividades físicas u otras actividades pueden reducir también el nivel de estrés y/o del tinnitus percibido. Existen muchos estudios que relacionan el estrés con el tinnitus.  Un claro ejemplo es un estudio realizado por Gomaa y otros investigadores de la Universidad de Minia en Egipto, en el que apenas 25 de 100 pacientes que tenían tinnitus informaron de niveles de estrés normales. La mayoría de los pacientes tenían niveles de estrés al menos de leve a moderado o entre severo y extremo. Este hallazgo se contrastó con un grupo de pacientes con pérdida de audición pero no tinnitus, en el que ninguno de los 46 pacientes sufría estrés. En otro estudio se encontró una correlación directa entre la gravedad del estrés y la duración y gravedad del tinnitus. Las personas que sufrían los mayores niveles de estrés en la mayoría de los casos también tenían la percepción de tinnitus más severo o más duradero. Para este estudio se incluyeron a 196 personas con edades comprendidas entre 20 y 60 años. Prácticamente la mitad sufrían de tinnitus subjetivo asociado con pérdida de audición, un 23%  tenían pérdida de audición y el otro 27% no sufrían ni tinnitus ni pérdida de audición. Es cierto que la relación entre el estrés y la audición existe pero tampoco se ha establecido un motivo concreto. En GEA cuidamos de ti y de tu audición....

Leer más

Oído y audífonos en verano, un cuidado especial

Post de a Jul 6, 2018 en BLOG |

Se acercan los momentos en los que el oído y audífonos en verano cobran su protagonismo con el fin de preservar tanto la salud auditiva en unas fechas complicadas como el correcto funcionamiento de los audífonos. Es en esta época cuando las otitis provocadas por el baño, conocidas como las del nadador, hacen acto de presencia de una forma más reiterada. Por ello, Los tapones para nadar es una buena alternativa para los problemas relacionados con la otitis del baño. Se recomienda en un alto porcentaje. ¿Cómo deben ser los tapones que eviten las otitis del baño en verano? Diseñados con silicona o gomas especiales con propiedades antialérgicas. Para prevenir la otitis del nadador, se puede utilizar el alcohol boricado para secar la piel del oído. También evitar inmersiones en zonas contaminadas. Secarse bien el oído sin forzar mucho puesto que la cera también protege. Y finalmente, utilizar tapones como hemos comentado. No es menos importante el cuidado de los audífonos y por ello debes evitar el contacto con el agua y la humedad, evitar también su exposición al sol y a las fuentes de calor y en la playa debemos mantenerlo alejado de la arena y del salitre en su caja. Además como los manipulamos más por tener que quitarlos, guardarlos y volverlos a poner es susceptible de que haya mayores caídas. El oído y audífonos en verano requieren sus cuidados. Especialmente esto último. Si te vas de vacaciones no olvides tus pilas de repuesto, el kit de mantenimiento, el kit de limpieza, el deshumidificador para el sudor y el agua pero sobre todo no te olvides de revisarte los oídos al volver de tus vacaciones. Finalmente, un consejo más que podemos ofrecerte desde los centros GEA es que no realices inmersiones a pulmón superiores a un metro. Protege tu...

Leer más

La alimentación puede influir en la audición

Post de a Jun 29, 2018 en BLOG |

¿Sabías que la alimentación puede influir en la audición? Muchos alimentos tienen que ver con la calidad auditiva en cuanto a que son beneficiosos y recomendables para el cuidado de la misma. Alimentos ricos en potasio, como el plátano, las espinacas o las pasas con buenos para la audición. Muchos expertos afirman que una baja ingesta de potasio puede estar relacionada con una pérdida de audición, afectando especialmente al oído interno. Comer altas cantidades de azúcar y carbohidratos perjudica a la audición. Estos compuestos en grandes cantidades tienen más posibilidades de sufrir pérdidas auditivas frente a personas que no los consumen. Los cítricos y el aceite de girasol son buenos para la audición. Eso es porque las Vitaminas C y E tienen propiedades antioxidantes y previenen el daño de células asociadas con la audición. Para cuidar la audición el ácido fólico, especialmente en cereales, es una ayuda para la audición. El consumo de alimentos ricos en ácido fólico benefician al cuerpo a la hora de producir ADN, ARN y células nuevas, así como a la hora de escuchar. Los cereales, el hígado, las espinacas, los espárragos y el brócoli son algunos alimentos en los que se presenta el ácido fólico y que pueden ayudarte a conservar una buena audición. Seguimos con aspectos importantes sobre la alimentación y audición. Aquellos alimentos que contienen zinc refuerzan las defensas de nuestro organismo y protegen al oído retrasando la aparición de la pérdida auditiva. Las ciruelas, el chocolate negro y los duraznos mejoran nuestra capacidad auditiva. Los productos y alimentos que contienen Omega 3, ayudan a fortalecer los vasos sanguíneos del oído interno por sus propiedades antiinflamatorias. Esperamos que estos consejos sean de ayuda y ayuden a entender cómo la alimentación puede influir en la audición. Los centros del Grupo GEA están siempre a su disposición....

Leer más

Revisa tus audífonos antes de las vacaciones

Post de a Jun 21, 2018 en BLOG |

Antes de que puedas tener alguna sorpresa negativa, revisa tus audífonos antes de las vacaciones. Para poder tener una buena audición es imprescindible que tengas, en situaciones extremas de calor y agua, el audífono con un buen mantenimiento. El audioprotesista es la persona que debe revisar el audífono y determinar que está en buen estado de funcionamiento. Una puesta a punto significa una comprobación del programa de frecuencia, estado de las pilas, estado general de suciedad de los componentes y posteriormente realizar los ajustes necesarios para su correcto funcionamiento. Puede ser, además, que el especialista valore una nueva prueba auditiva con el fin de conocer si los ajustes que se han realizado son los correctos y si la adaptación ha sido positiva. En caso contrario, se realizarán nuevos ajustes hasta que funcionen correctamente de nuevo. Después de esta revisión, no está de más recibir algunos consejos para que el verano sea de ayuda y no se trate de una pesadilla cuando interactúe con tus audífonos: Diariamente limpialos ya que el sudor, el cerumen y demás componentes como la sal o la arena pueden hacer que se ensucien más frecuentemente. Evita que se mojen, no los acerques al agua del mar o de la piscina y si crees que pueden tener mucha humedad acumulada utiliza el des humidificador. Hace mucho calor para ti…pero también para tu audífono. Evita exponerlo al sol y a las temperaturas extremas. No le hace nada bien que lo dejes en la playa al descubierto o dentro de su casa pero con el sol pegándole de pleno. Finalmente, cuando vuelvas de la playa o simplemente al acabar el verano, solicita una nueva revisión. Nuestro consejo ya sabes cuál es; revisa tus audífonos antes de las vacaciones pero no te olvides hacerlo también después. Para estas revisiones pide cita en cualquiera de nuestros centros asociados GEA y recibe la mejor atención de los mejores...

Leer más

Comienza la temporada de otitis veraniega, primeros consejos

Post de a Jun 14, 2018 en BLOG |

Un año más por estas fechas comienza la temporada de otitis veraniega. Es la otitis más común teniendo en cuenta la estación en la que nos encontraremos en la próxima semana. Hay distintos factores que son los causantes de este problema auditivo pero fundamentalmente el agua es el elemento esencial del porqué, por varias razones. El hecho de bañarse en aguas limpias y no ‘contaminadas’ es una ayuda. No, no decimos con esto que las piscinas no son aguas limpias. Hay que tener cuidado con bañarse en embalses, lagos, ríos y mares porque son aguas en las que podemos encontrar pequeños organismos que si se instauran en nuestros oídos son potenciales causantes de otitis. Por otro lado, el uso de los aires acondicionados generando un clima frío y seco tampoco es algo esencialmente recomendado cuando salimos de la piscina, playa y otros entornos en los que el interior del oído si no se seca bien puede sufrir este problema. Las recomendaciones son las que hemos comentado en otras situaciones y pasan por mantener un secado y una higiene auditiva un poco más exhaustiva. Secar bien los oídos cuando al salir del agua es una manera de prevenir posibles problemas, o bien utilizar tapones hipoalergénicos en los baños con el fin de evitar los problemas de las aguas que puedan estar ‘contaminadas’. Evitar la exposición directa a los aires acondicionados o a las corrientes en las que pueda existir un aire frío también es de ayuda para la prevención. Finalmente, conviene revisar los oídos para detectar si hay mucho cerumen y retirar los tapones a manos de profesionales ORL. Esto, antes y después de que comienza la temporada de otitis veraniega una práctica muy saludable que puede ahorrarnos muchos problemas. Para ello, GEA te ofrece la mejor red de centros  y los pone a tu servicio. ¡Te...

Leer más