Plataforma Audiológica GEA | Forjada desde 2012

Blog

Encuentra Áreas CCAA

Mediante la ayuda de Geolocalización


Las otitis en verano

Las otitis en verano

Uno de los problemas más habituales durante el verano, especialmente en los niños, son las horas que nos pasamos en el agua. Ya sea en la piscina, en el mar, en un río o en un lago el hecho de refrescarse con un baño largo puede poner en peligro la salud auditiva si las aguas en las que nos bañamos están contaminadas.

Hemos comenzado haciendo especial hincapié en los niños, y es que este colectivo es más sensible a las otitis que la población adulta. También los nadadores, submarinistas y personas que pasan un tiempo mayor que el resto de las personas en el agua tienen un mayor riesgo.

El motivo de las otitis de verano por el agua es porque en algunas piscinas los hongos y bacterias hacen acto de presencia por dos elementos fundamentales: el calor y el agua ayudan a que surjan estos dos enemigos de la salud.

Cuando el agua no se elimina del todo y se queda en el oído puede provocar una inflamación en el conducto auditivo externo. Esto es lo que se conoce como otitis del nadador. Hay que incidir en que si ese agua contiene hongo o bacteria es cuando se produce este problema. A veces se queda algo de agua en el oído y tardamos algunas horas en eliminarlo pero si el agua está 'sana' no debería haber problema en el oído.

Las otitis dan la sensación de tener el oído taponado, además del reconocido dolor que le acompaña. La mejor manera de prevenirla es evitar los baños de mucho tiempo en la piscina o lugar de baño, utilizar tapones de silicona para los oídos y, sobre todo, si eres de los que tiene problemas auditivos, con mucha más razón ese uso de tapones.

Aunque el verano es propenso a otros problemas característicos como las conjuntivitis por cloro, la cistitis por el agua fría y un exceso de humedad en el bañador en niños o los golpes de calor son otros añadidos.

Valora este artículo del blog:
Continuar leyendo
42 Visitas

Cinco claves para cuidar la audición

Cinco claves para cuidar la audición

Hoy os traemos algunos consejos para cuidar de vuestra audición. Durante toda nuestra vida vamos conociendo nuestra capacidad auditiva y qué tenemos que hacer para cuidar de nuestra salud en general y del oído en particular.

Aquí pretendemos, tras analizar los consejos de varios especialistas, daros unas pautas para cuidar la audición de una forma eficaz y eficiente con el fin de que mantengamos nuestros oídos lo más sanos posibles.

En primer lugar la limpieza de los oídos es algo esencial. Es cierto que se limpia solo y que la cera otorga el equilibrio ente protección y la propia función de equilibrio. A pesar de ello la rutina de limpieza auditiva debe alejarse de los bastoncillos y de un exceso de limpieza. Tras la ducha, con un poco de agua y jabón con un secado de toalla es más que suficiente.

Otra de las cosas que debemos hacer para cuidar la audición es vigilar la alimentación. Una alimentación saludable nos va a evitar problemas como la diabetes, que tiene estrecha relación con la audición. Ingerir omega 3, frutas y verduras en las cantidades recomendadas va a prolongar la vida útil de nuestros oídos y prevenir frente a otros problemas.

Cuidar del ruido y del volumen de los auriculares es esencial, pero también lo es alejarse de fuentes de ruido muy elevadas (mayores de 65 dB). Si convives con un trabajo ruidoso, utiliza medidas de prevención y si vas a acudir a bares o conciertos evita estar cerca de los altavoces. Todas estas cosas ayudan y previenen contra traumas acústicos y reducción de la capacidad auditiva.

Nunca compres un amplificador por internet, ni un audífono porque te lo venden como amplificador. Lo que debes hacer ante la pérdida auditiva es acudir al profesional especializado para recetarte la mejor medida posible para tus oídos. Y un audífono es esencial que lo valore un especialista y lo trabaje un audioprotesista.

Finalmente, como quinta clave, si eres usuario de audífonos lleva al día la carga de pilas o si es recargable utiliza el enchufe por la noche. Si las pilas están bajas de capacidad vas a escuchar peor, al igual que un audífono poco cargado. Debes tener presente llevar siempre contigo un par de pilas de repuesto o haberte asegurado la carga del recargable antes de utilizarlo.

Valora este artículo del blog:
Continuar leyendo
44 Visitas

Cómo eliminar correctamente el agua de los oídos

Cómo eliminar correctamente el agua de los oídos

Una de las cosas con las que tenemos que tener cuidado es con la eliminación de agua de los oídos. Hay veces que al día siguiente de un baño o un chapuzón notamos que algo en los oídos no va bien.

Se debe quitar el agua del oído antes de los primeros síntomas. Al principio, cuando entra agua en el oído, es probable que no se note nada. Pero después y con el paso del tiempo pueden aparecer problemas en la audición y también ser un foco inefectivo que puede provocar diversos síntomas.

No es recomendable utilizar bastoncillos puesto que empujan la cera hacia dentro, al igual que la suciedad. Se puede irritar y ser un añadido para provocar infección de oído. Tampoco se recomienda introducir los dedos u objetos que puedan dañar el canal auditivo.

Vamos a darte algunas pautas para destaponar de agua los oídos:

- Ladear un poco la cabeza es algo útil, mientras a la vez golpeas ligeramente la nuca o el otro oído con el fin de que el agua baje. Saltar con la cabeza ladeada también ayuda a que con la presión que ejerzamos salga el agua.

- Presionar un poco el oído haciendo como 'desatascador' con la palma de la mano también es efectivo. Con el vacío que se crea el agua saldrá por el conducto. Nota importante: no apretar demasiado. Hacer esa presión ligera y en intervalos.

- Utilizar un secador de mano. Con el calor se evapora el agua pero siempre hay que hacerlo a la mínima potencia y a distancia con el fin de evitar otros problemas como quemaduras. Unos minutos después el viento habrá expulsado el agua o la habrá secado.

- Finalmente recostarse de un lado. Siempre del lado del oído afectado porque así la gravedad hará que el agua caiga. Colocando recto el conducto auditivo el agua bajará de forma natural.

Esperamos que estos consejos te sirvan para los chapuzones del verano que está a punto de comenzar.

Valora este artículo del blog:
Continuar leyendo
107 Visitas

Efectos positivos para el oído del confinamiento

Efectos positivos para el oído del confinamiento

Este confinamiento por el covid ha tenido algunas connotaciones positivas para la audición. La reducción de la actividad no sólo ha incidido en la salud acústica del trabajador en entornos ruidosos sino también en la del resto de personas.

Las ciudades han sufrido una notable disminución del tráfico por lo que si tenemos en cuenta que los motores de coches y motos suponen el 80% de la contaminación acústica esto redunda en el ruido y, por tanto, en la audición. La producción en la industria también se ha detenido, eso implica que el ruido que generan estas actividades se ha silenciado. El ruido de nuestras industrias acapara prácticamente el 10% del total de la contaminación acústica.

Otra de las actividades que han reducido al mínimo su actividad son las recreativas y de ocio. Aunque suponen un porcentaje pequeño del total de contaminación acústica esto ha ayudado también a que el ambiente de ruido sea mucho menor.

Hay que recordar que una de las primeras consecuencias de la contaminación acústica por ruido es la pérdida auditiva. Exponerse al ruido tiene un componente acumulativo, donde el tráfico, el ruido de los bares, el volumen alto de los auriculares...todo se acumula provocando esa pérdida de audición.

El ruido, además de a la audición, afecta a nuestro sistema nervioso con el estrés y haciéndonos más irascibles e irritables.

Es por esto que podemos afirmar que uno de los efectos 'positivos' de este confinamiento es que ha servido para que nuestros oídos tomen un respiro y eviten los problemas derivados del ruido.

Valora este artículo del blog:
Continuar leyendo
116 Visitas

La pérdida de audición y su efecto en algunas personas mayores

La pérdida de audición y su efecto en algunas personas mayores

El déficit auditivo incide directamente en la calidad de vida y en el bienestar de las personas mayores, algo que hace que incremente su dependencia al reducirse las habilidades que desarrolla en su día a día.

Este tipo de pérdidas, si no se tratan y se pone remedio siempre y cuando el audífono lo corrija, puede producir también ciertas afectaciones a nivel psicológico y social. En algunos casos se ha observado aislamiento, falta de comunicación, soledad, etc.

Como ya hemos comentado en otras entradas, un 25% de las personas entre 65 y 75 años tiene pérdidas de audición. Y en el caso de los mayores de 75 ese porcentaje se duplica, siendo la mitad de las personas mayores las que han perdido audición.

Vamos a ver de qué manera puede afectar la pérdida de audición a este colectivo de la tercera edad, a través de distintas variables.

A nivel cognitivo el deterioro de la audición también puede suponer un cierto deterioro de deterioro cerebral. Hay estudios que avalan esta teoría, con pérdidas de memoria, falta de atención y problemas de pensamiento, etc. La actividad de nuestro cerebro se ve disminuida cuando se reduce la capacidad de audición.

A nivel emocional los déficits auditivos pueden hacer que los mayores sean más rígidos en sus pensamientos y se agudicen más los rasgos de personalidad, haciendo que sean más vehementes u obstinados. En otros casos, existe un sentimiento de culpa que pueden convertir a las personas en más introvertidas o desconfiadas y las cuesta expresar más sus emociones.

La prevención es importante no sólo cuando se es pequeño sino también a estas edades. Una detección precoz del problema de pérdida de audición y la solución mediante audífonos que corrijan el problema va a servir para evitar que los síntomas cognitivos y emocionales se presenten antes de tiempo. También el apoyo familiar y social resulta decisivo a la hora de mejorar la funcionalidad de las emociones y promover la autonomía de los mayores.

Valora este artículo del blog:
Continuar leyendo
137 Visitas

Cuatro de cada diez personas de la tercera edad tiene problemas de audición

Cuatro de cada diez personas de la tercera edad tiene problemas de audición

Cuatro de cada diez personas mayores de 65 años tienen problemas de audición de diversa índole.

Los dos principales problemas por los que se pierde audición a partir de los 65 años son la presbiacusia y la hipoacusia, que suponen el 62% de los casos pérdida de audición más repetidos.

La hipoacusia es el déficit funcional que ocurre cuando un sujeto pierde capacidad auditiva en mayor o menor grado. La hipoacusia puede  ser de tipo conductivo, que es cuando las ondas sonoras no pasan al oído interno por algún motivo, de tipo neurosensorial, cuando afecta al nervio auditivo o las células ciliadas del oído interno o bien ser una combinación de ambos tipos que es lo que se denomina una pérdida de audición mixta.

Un tipo de hipoacusia es la presbiacusia o pérdida de la audición asociada al envejecimiento. Esta misma se empieza a producir a los 50 años, entrando en una fase más avanzada entre los 65 y 75 años.

Algunos de los síntomas que delatan esta pérdida de audición es la dificultad para poder seguir y entender conversaciones, la dificultad también que existe a la hora de escuchar timbres o llamadas y tener que subir el volumen de la televisión de forma reiterada porque no se escucha correctamente.

En España 450.000 personas utilizan audífonos para paliar este tipo de deficiencias auditivas. De todos ellos, el 75% sirven para corregir problemas de presbiacusia y un 25% problemas de hipoacusia.

Madrid, Barcelona y Andalucía acaparan la mayoría de los casos de hipoacusia a nivel nacional y por ello son las comunidades que más audífonos venden.

Valora este artículo del blog:
Continuar leyendo
112 Visitas

Consejos para limpiar el audífono en tiempos de coronavirus

Consejos para limpiar el audífono en tiempos de coronavirus

En la entrada de hoy queremos proponeros un tema que no debería ser actualidad pero que desgraciadamente sí lo es. El coronavirus exige unas medidas extremas de prevención, seguridad e higiene. Para las personas que utilizan audífonos la higiene del dispositivo es fundamental, y mucho más aún ahora.

Es importante que todos aquellos accesorios o dispositivos que están en contacto directo con nuestro cuerpo y que se manipulan de forma habitual tengan nuestra atención. El virus sobrevive horas en distintos materiales y superficies. Nosotros nos quitamos los audífonos con la mano y entra en contacto directo con parte de nuestra cara, por eso debemos saber cómo limpiarlo de forma adecuada. 

Estos son algunos consejos:

- Puedes utilizar toallitas húmedas. Siempre teniendo en cuenta el tipo de audífono porque los audífonos retroauriculares no admiten la limpieza con toallitas que contengan alcohol debido a que algunos de ellos están recubiertos de una capa hidrófoba. En los intracanal sí que se puede, de forma habitual. Como otra opción utilizar un jabón muy suave y un paño ligeramente humedecido (como la gamuza con la que se limpian las gafas) es más que suficiente.

- Siempre tienes que preservar las medidas de prevención. Por ello te aconsejamos el uso de guantes, por si has estado en contacto y expuesto a superficies susceptibles de estar contaminadas. Y es que como te dijimos al principio el coronavirus puede estar en cualquier parte. Después de limpiar el audífono, retira los guantes y lávate con agua y jabón las manos y un gen hidroalcohólico para completar la desinfección. Deja el dispositivo sobre una superficie blanda y esterilizada.

- La frecuencia con la que debes limpiar los audífonos desde que se inició esta pandemia debe ser diaria. Ya no sólo por mantenimiento sino por eliminar posibles partículas del virus en la superficie, máxime si sales a hacer compra al supermercado, visitas una farmacia o acudes al centro de salud.

Con estos tres consejos estamos seguros de que estamos ayudándote a mantener tu audífono libre de virus, y con las medidas de precaución evitando que puedas contaminarte. En cualquier caso, ¡ánimo y fuerza para todos vosotros!

Valora este artículo del blog:
Continuar leyendo
177 Visitas

Mascarillas para personas sin audición

Mascarillas para personas sin audición

Las personas con sordera profunda y que utilizan la lectura de labios y la lengua de signos para comunicarse podrían tener una solución en el caso de que el uso de mascarillas sea obligatorio durante un tiempo.

Una joven estadounidense con problemas de audición de este tipo ha ideado y confeccionado unas mascarillas innovadoras con el fin de que no obstaculice la comunicación para este colectivo. Se trata de unas mascarillas de tela reutilizabas con una pieza de plástico transparente en la zona de la boca, así los labios pueden verse y ser interpretados.

Es una solución para todas las personas que tienen sordera profunda puesto que las expresiones faciales y el movimiento de labios resulta imprescindibles para su correcta comunicación. No obstante, las expresiones que utilizamos es parte de la gramática que utilizan las personas que dependen de la lectura de labios y la lengua de signos.

La prevención es cosa de todo el mundo y hay que considerar a todos los colectivos, por eso también se están haciendo algunas modificaciones para que las personas que lleven implantes corleares no tengan problemas con la goma que sujeta a la mascarilla.

Se desconoce si esta iniciativa ha tenido eco en España, pero también hay que advertir que las mascarillas de fabricación casera carecen de homologación para protección aunque es cierto que si no se dispone de ningún tipo de protección es un recurso que puede utilizarse como medida preventiva circunstancial.

Valora este artículo del blog:
Continuar leyendo
235 Visitas

Funcionamiento de un implante coclear

Funcionamiento de un implante coclear

Un audífono no es lo mismo que un implante coclear aunque tengan la misma finalidad: corregir los casos de sordera en personas que tengan una pérdida de audición determinada. El implante es para los casos más graves de sordera y conocer su funcionamiento, cómo se coloca y cómo se puede acceder a esta solución auditiva es algo clave para personas que lo necesiten.

El audífono se coloca en el oído y se configura en función del tipo de pérdida que tenga la persona que lo necesite. Ayuda a corregir este problema de audición y vale para distintos niveles de pérdida. Sin embargo, el implante coclear se dirige a personas que son completamente sordas o casi lo son en uno o ambos oídos. El audífono no puede corregir pérdidas totales.

Con el implante coclear se pretende transformar las señales acústicas en eléctricas y que llegan al nervio auditivo. En términos más sencillos, el implante coclear actúa como el oído interno y transforma ese sonido en energía eléctrica. Utiliza un cable como sustituto del nervio auditivo y se implanta con cirugía.

Se coloca un micrófono cerca del oído, que es el encargado de captar el sonido. El sonido se envía a un procesador de lenguaje que normalmente está conectado a este micro y colocado detrás del oído. Este sonido se convierte en señales eléctricas y se transmiten a un receptor que es el que se coloca con cirugía detrás del oído. El siguiente paso es que el receptor envíe la señal a través de un alambre hasta el oído interno. Los impulsos eléctricos, finalmente, se envían al cerebro.

Para cada caso se debe hacer un estudio previo. Con todas las pruebas otológicas pertinentes y un examen logopédico/de lenguaje servirá para determinar si esa persona es candidata a implante coclear. En condiciones normales, una persona con hipoacusia unilateral o con una sordera profunda neurosensorial unilateral, aunque también severa, y que no obtengan resultados con el audífono convencional se beneficiarán de la implantación de este dispositivo.

Con el paso del tiempo y una vez implantado el IC habrá que reimplantar por las actualizaciones que sufrirán. Modelos más avanzados, tamaños más reducidos, etc.

Valora este artículo del blog:
Continuar leyendo
134 Visitas

Audífonos pueden retrasar deterioro cognitivo

Audífonos pueden retrasar deterioro cognitivo

Hace pocas fechas nos despertamos con la noticia de un estudio que permite afirmar que los audífonos pueden retrasar el deterioro cognitivo. Especialmente en adultos mayores, este descubrimiento también ha permitido poner de relieve que también mejora la función cerebral.

El deterioro cognitivo está asociado con la pérdida auditiva, algo que ocurre al 32% de las personas de 55 años y a más del 70% de las personas mayores de 70 años. Se ha descubierto que esta pérdida de audición es un factor de riesgo modificable para la demencia.

Este estudio, elaborado en una universidad Australiana, ha servido para testar el uso de audífonos en más de 100 adultos de edades superiores a los 60 años con pérdida auditiva. Las personas que participaron fueron evaluados antes y casi dos años después de tener los audífonos ajustados a su adición, función cognitiva, percepción del habla, calidad de vida, actividad física, soledad, estado de ánimo y salud médica.

Tras ese período los investigadores dieron con que la percepción del habla, la pérdida auditiva autoinformada y la calidad de vida habían mejorado de forma significativa. Un 98% de las personas que participaron mostraron mejoría clínica significativa o estabilidad en la función ejecutiva e incluso su capacidad mental para planificar, organizar información e iniciar tareas.

El uso más frecuente de audífonos está asociado a mayores mejoras en la función cognitiva, siendo las mujeres las que mayor diligencia demuestran a la hora de usar los dispositivos.

Este trabajo es un paso positivo en la investigación del tratamiento de audífonos para retrasar el deterioro cognitivo.

Valora este artículo del blog:
Continuar leyendo
163 Visitas

Cosas que se dicen sobre audífonos y pérdida de audición

Cosas que se dicen sobre audífonos y pérdida de audición

La realidad sobre la pérdida de audición es sólo una. Existen muchas 'falsas verdades' alrededor de todo lo que rodea a la pérdida de audición, en muchos casos por desconocimiento o bulos infundados. Los oídos juegan una parte importante en todo esto así que también os ayudaremos a comprender qué cosas de las que se dicen son ciertas o no.

Existen muchas frases o problemas relacionados con el audífono que luego resultan ser otra cosa diferente. Aquí os damos algunos ejemplos:

Los audífonos no funcionan porque pitan mucho. El pitido en el oído es igual de molesto con audífono y sin audífono. Estos pitidos suelen producirse por la retroalimentación del dispositivo al estar cerca micro y auricular. También puede causar este problema un tapón de cera o que el audífono esté mal ajustado. Revisiones, cambios de programa son algunas de las soluciones que proponemos.

No todos los problemas de oído son hereditarios. En contra de lo que algunas personas dicen, no todos vienen por este motivo. El uso de medicamentos ototóxicos, por ejemplo sirve para desmontar esta teoría.Sí es cierto que la hipoacusia o la otosclerosis son claros ejemplos de lo contrario ya que son dos problemas hereditarios.

¿Es cierto que las personas que tienen discapacidad auditiva desarrollan de forma más aguda otros sentidos? En este caso, de forma general, sí. Se denomina neuroplasticidad y se produce porque el cerebro utiliza unas áreas sensoriales concretas para incrementar y potenciar los sentidos existentes. La vista o el olfato, alguno de ellos.

Oir no es lo mismo que escuchar. Hay personas que escuchan correctamente o no dejan de escuchar pero eso no significa que su audición sea la mejor. Para ello es mejor revisarlo con una prueba o un test auditivo.

Hay personas que creen que no se pueden utilizar dos audífonos a la vez y eso no es cierto. Quien tenga o conozca gente que tenga hipoacusia bilateral comprenderá que esto es así ya que la pérdida de audición no tiene porqué tener el mismo grado en los dos oídos y por eso hay que llevar dos audífonos. Cada uno ajustado a sus necesidades.

Las pérdidas de audición no tratadas a tiempo dificultan la comprensión del lenguaje debido a un cambio en el centro de audición en el cerebro.

Esperamos que todas estas afirmaciones hayan servido para aclararte algunas dudas sobre los audífonos y la pérdida de audición.

Valora este artículo del blog:
Continuar leyendo
152 Visitas

Cinco tips para comprar un audífono

Cinco tips para comprar un audífono

Antes de comprar un audífono existen una serie de requisitos médicos importantes que deben cumplirse y por ello los consejos de los especialistas tienen que servir para que las personas con pérdida auditiva estén mejor guiadas para la compra de una prótesis auditiva que será de por vida.

Por ello la Plataforma Audiológica GEA a través de su amplia experiencia en audífonos quiere ayudar con cinco tips que ayudarán a todos aquellos que necesiten un dispositivo de estas características.

En primer lugar hay que acudir al especialista en audición para que determine el grado de pérdida auditiva y si es necesario el uso de audífonos. Una correcta evaluación llevada a cabo por el profesional servirá al audioprotesista para confirgurar correctamente nuestro dispositivo según nuestras necesidades auditivas.

En segundo lugar, y una vez que tenemos diagnóstico, debemos huir de la compra de audífonos por internet. Ni están ajustados a las necesidades de nuestra audición y sólo sirven como amplificadores de sonido. No debemos dejarnos engañar por el precio puesto que son baratos porque no se trata de audífonos protésicos ni diseñados por especialistas. Pero, sobre todo, no se ajustan a nuestras necesidades.

Como tercer consejo tenemos que tener claro el tipo de audífono que deseamos. Si es audífono RIC o BTE, por ejemplo. Si lo queremos directamente en el canal auditivo o por el contrario lo queremos detrás de la oreja. Esta decisión tiene que ver con la comodidad y también con la seguridad de quien va a llevar el dispositivo. Trata con el audioprotesista este tema y decide lo que será más cómodo para ti.

La Plataforma Audiológica GEA destaca también como cuarto consejo la necesidad de adaptar las características del audífono no sólo a los problemas de audición sino también a nuestro estilo de vida. Si trabajas en una oficina, si lo quieres con conectividad bluetooth porque te resulta de mayor ayuda para conectarte a otros dispositivos, etc. Ten en cuenta que dependiendo del tipo de vida que lleves quizá necesites alguna característica que lleve incorporada un audífono de nueva generación.

Finalmente, en quinto lugar, asesórate sobre el uso de las pilas y empápate bien del funcionamiento de este nuevo dispositivo. Por error algunas veces pensamos que el audífono no funciona correctamente y es que estaba en modo mute o bien al principio no tenemos dominado el tiempo de uso. Llevar encima siempre un recambio de pilas se antoja algo necesario y el teléfono del audioprotesista, también. Nunca se sabe cuándo necesitaremos corregir algún aspecto del nuevo dispositivo.

Valora este artículo del blog:
Continuar leyendo
238 Visitas

Deportes que pueden provocar pérdidas de audición

Deportes que pueden provocar pérdidas de audición

Esta semana hemos estado tratando en nuestras redes el tema de los deportes que pueden provocar pérdida de audición. No es que si se practican vayamos a perderla, pero la frecuencia con que se practiquen y además a un alto nivel puede tener consecuencias si no se toman las medidas preventivas oportunas. En alguno de ellos, además, aunque existan estas medidas no garantizan que esto no ocurra.

Vamos por el primer bloque de deportes de riesgo para la audición, y son los que tienen que ver con el contacto físico. El boxeo, el karate, artes marciales... cualquiera de ellos entraña un riesgo si además se practica sin protecciones. Un mal golpe en el oído o en la cabeza puede provocar una pérdida de audición de distinto tipo. Bien temporal si no hay lesiones internas o bien de carácter permanente si éstas se producen. Hay que proteger la cabeza, pero como bien sabemos alguno de estos deportes se practican sin medidas de prevención.

Otros de los deportes que también tienen riesgo para la salud auditiva son aquellos que se realizan en el agua. Si las otitis o barotraumatismos se producen cuando se practican de forma ocasional, los deportistas que los realizan a diario tienen un riesgo mucho mayor si no se toman medidas. El waterpolo, la natación, natación sincronizada o el buceo son algunos de ellos. Aunque existen tapones que se encargan de proteger los oídos en el agua para evitar posibles problemas, una inmersión muy continuada y repetitiva a elevada profundidad sigue siendo un riesgo. El Waterpolo tiene unas protecciones que ayudan para proteger los oídos del agua, pero en otros deportes no ocurre así.

Por último, el tercer bloque de deportes de riesgo, tiene que ver con los deportes de motor. El ruido de motor suele ser muy elevado y en deportes de vehículos con alta cilindrada mucho más. Es por ello que los pilotos de motos y automóviles llevan tapones de silicona para evitar los problemas de ruidos muy por encima de lo permitido. La fórmula uno también. Pero si se practican de forma amateur sin protección podemos tener a la larga problemas de pérdida de audición. Por eso siempre la recomendación es usar tapones en todo momento.

Este es un breve resumen de los tres bloques de deportes que se consideran los más peligrosos para la audición. Existen otros con menor riesgo pero siempre debemos tener en cuenta el tomar las medidas oportunas para evitar problemas. Contra mayor frecuencia de repetición de estos ejercicios deportivos, mayor prevención se necesita y mayores controles de audición se requieren.

Valora este artículo del blog:
Continuar leyendo
163 Visitas

Pruebas de detección para pérdida auditiva

Pruebas de detección para pérdida auditiva

Existen una serie de pruebas que permiten la detección de la pérdida de audición y que sirven para ponernos en alerta de nuestros niveles de audición. El 20% de las personas adultas tiene algún tipo de pérdida auditiva, algo que se puede corregir con una detección precoz.

Estas pruebas ayudan a orientarnos sobre el tipo de pérdida auditiva que tenemos, dónde está localizada y el grado de pérdida que estamos sufriendo. En total son cuatro las pruebas que nos van a facilitar esta información:

La audiometría clínica o tonal es la que ayuda a determinar el grado de audición que posee una persona, es una prueba idónea si notas que estás sufriendo una pérdida auditiva. Se analiza el tono del sonido y también el umbral de audición. Siempre se hace taponando un oido y se prueba si el otro escucha todos los sonidos aunque también existe la posibilidad de hacerlo vía ósea por el diapasón. Este objeto vibra al golpearlo suavemente y se acerca a los oídos para determinar el grado de audición.

Suele hacerse en una cabina audiométrica que está diseñada especialmente para que el equipo que lo compone pueda sacar la curva denominada audiograma.

La logoaudiometría es una de las fases que emplea la audiometría. Es un test de comprensión verbal en el que se trata de demostrar si el paciente comprende un discurso repetitivo cargado de fonemas, palabras o frases a través de un auricular. El paciente debe repetir aquellas que haya entendido. Lo que se evalúa es si los daños o problemas auditivos afectan también a la comprensión del lenguaje.

Otra de las pruebas es la timpanometría. No es exactamente una prueba ya que es una medida de la transmisión de sonido a través del oído medio. Mide la reacción del tímpano cuando se producen cambios de presión de aire en el conducto auditivo. Un instrumento timpanométrico se mete en el canal auditivo y mide la variación de presión en el oído. De los datos que se extraigan aquí se deben comparar con la audiometría.

Finalmente la impedanciometría sirve para medir cómo responde el oído al sonido externo. Es la evaluación de las ondas sonoras en el oído medio mediante una sonda que se introduce en el oído externo. No es necesario que el paciente participe de una forma activa.

Valora este artículo del blog:
Continuar leyendo
152 Visitas

Los problemas de oído que pueden ser hereditarios

Los problemas de oído que pueden ser hereditarios

Hemos estado posteando toda la semana en nuestras redes sociales sobre algunas de las enfermedades o problemas auditivos que tienen o pueden tener un origen genético. En este post pretendemos resumir de forma breve y concisa algunas de ellas y tratar de explicar su origen.

Y es que la herencia genética es una parte fundamental e importantísima para la salud, también para la salud auditiva. No todos los problemas que ocurren relacionados con la audición son genéticos, ni todos los que tienen un origen genético lo son al 100%.

La pérdida auditiva la diagnostica el especialista y hasta hace poco tiempo sólo mediante una audiometría eran capaces de conocer la causa de dicha pérdida. Con la evolución en ciencia y tecnología, actualmente se puede con un análisis de sangre detectar o predecir si una persona va a desarrollar la hipoacusia. Este análisis genético tiene la finalidad de descubrir si la pérdida de audición tiene un origen hereditario.

Un ejemplo de ella es la otosclerosis, que no es más que un crecimiento anormal de un hueso del oído denominado estribo. Este crecimiento anormal genera una pérdida de audición, como consecuencia de una notable dificultad de transmisión de ondas sonoras. Con una cirugía puede solucionarse pero también el uso del audífono es otra de las soluciones a este problema.

La hipoacusia, que es la falta de audición puede ser hereditaria cuando se establece desde el nacimiento del ser humano. Puede ser de dos tipos: conductiva y neurosensorial y tienden a aparecer con la edad pero también desde el propio nacimiento. Hay dos tipos de hipoacusia hereditaria:

- Sindrómica, cuando la pérdida se produce por una malformación del oído externo u otros órganos.

- No sindrómica, que es cuando las malformaciones pueden producirse en el oído interno o medio. Suele ser de las dos la más frecuente.

Finalmente, terminamos con un dato: casi ocho de cada diez casos que se diagnostican de hipoacusia tienen origen genético.

El último ejemplo de problema de oído que puede tener carga hereditaria es el síndrome de Usher. Afecta tanto a la audición como a la visión y es poco común. Se nace con pérdida de audición pero la vista se va perdiendo de forma progresiva. Es imprescindible un diagnóstico temprano de esta enfermedad.

Valora este artículo del blog:
Continuar leyendo
165 Visitas

Audífonos de segunda mano: una mala decisión

Audífonos de segunda mano: una mala decisión

Cuando hablamos de productos de segunda mano, nunca debemos pensar en que los productos para el cuidado personal o sanitarios son una opción. Prestar o pujar por férulas de descarga, por un cepillo eléctrico o unas gafas ya graduadas es algo que seguramente nunca se nos ocurriría.

Con los audífono, entonces, menos todavía. Tiene un regulación por distintas autoridades para que las personas con déficit auditivo puedan escuchar con total tranquilidad. Tienes que tener en cuenta que, además del tema de la higiene, los audífonos no pueden ayudar a dos personas distintas puesto que están programados y diseñados de forma exclusiva.

Cada uno de los pacientes que utilizan este dispositivo tiene una alteración distinta y por tanto no puede ser reutilizado por otra persona. Los protocolos de higiene, cuidado y mantenimiento los hacen especiales y por ello pasan distintas revisiones con el fin de que el paciente recupere la audición de forma efectiva.

El audioprotesista es la persona encargada de estudiar los casos de pérdida de audición de cada uno y así valorar el tipo de audífono que requiere de forma individualizada la persona. Y, además, la adaptación del audífono debe hacerla el mismo audioprotesista en función de las necesidades auditivas de cada paciente.

En definitiva, igual que tampoco se deben comprar audífonos por internet ya que prácticamente todos son amplificadores, no se debe reutilizar un audífono que pertenece a otra persona. Por higiene, por seguridad y porque pueden estropear los avances en materia de audición de cada uno.

Valora este artículo del blog:
Continuar leyendo
359 Visitas

Porqué hacerse una audiometría: 4 motivos

Porqué hacerse una audiometría: 4 motivos

La audiometría es una prueba auditiva de gran ayuda para conocer si tenemos una pérdida de audición o no. Son varias las razones por las que las personas acuden a realizarse esta prueba, y no necesariamente tenemos que estar plenos de salud auditiva sino que las personas con audífonos también pueden y deben hacerla de vez en cuando.

Existen dos tipos de audiometrías diferentes tal y como indican los profesionales de ORL. Pueden ser tonales o verbales. En la tonal la persona se encuentra dentro de una cabina insonorizada y se la colocan unos auriculares. Se emiten distintas frecuencias de sonido a través de dicho auricular y es el paciente quien indica si oye o no. Así se consigue medir el umbral de audición. Después una varilla metálica vibradora será la responsable de conocer si la estimulación auditiva vía ósea funciona o no.

La audiometría verbal consiste en una serie de palabras con un equilibrio fonético y con distinta intensidad de pronunciación. Al repetirlas, se establece una curva de inteligibilidad que dirime los fonemas o palabras que el paciente ha comprendido. La persona que se somete a esta prueba no debe tener problemas de lenguaje y ser mayor de 5 años. Dura unos 20 minutos.

¿Porqué debo hacerme una audiometría? Pues por cuatro razones que serán las que te ayuden a dar el paso:

  • Primero porque subas de forma compulsiva el volumen de la tele o la radio y te pregunten si escuchas bien. Es una situación cotidiana que te ayuda a conocer si pierdes o no audición.
  • Segundo si tus audífonos te están dando una buena calidad de audición. Si con pilas nuevas, revisados y todo en orden escuchas peor es un buen momento para someterte a esta prueba.
  • Cuando no escuchas los ruidos de tu alrededor de forma correcta puede ser que tengas hipoacusia. Con una audiometría podrás saber si lo tienes y corregirlo fácilmente.
  • Y finalmente como cuarto motivo para el que hacerse esta sencilla prueba es que si notas que no escuchas otros coches al conducir o tienes problemas para identificar un claxon puede que necesites saber si tu audición está funcionando correctamente.

En la Plataforma Audiológica GEA te acercamos a tu especialista de zona de influencia para que puedas someterte a esta sencilla prueba.

Valora este artículo del blog:
Continuar leyendo
234 Visitas

Ventajas de los audífonos sin pilas

Ventajas de los audífonos sin pilas

Hoy os vamos a explicar las ventajas de unos audífonos que cada vez tienen mayor aceptación entre los usuarios de esta ayuda para la audición.

Una de las cosas que más preocupación entraña para el usuario de audífonos es que el dispositivo se quede sin pilas. Hay que decir que normalmente suele avisar con tiempo y que no ocurre de forma repentina, pero hay que estar pendientes de aquellos avisos que nos envía el propio aparato. Descenso de volumen de audición, de calidad del sonido.

Para muchos además resulta incómodo tener que comprar estos accesorios cada poco tiempo, no sólo por el coste sino por tener que desplazarse a comprar los recambios cada poco tiempo.

Pero los audífonos sin pilas, con batería recargable, son una solución ya de presente. Estos dispositivos tienen un cargador que permite, en el momento que avise el propio audífono, ponerlos a cargar durante un tiempo determinado. Esto significa que no necesitan de recambios y sólo de un adaptador de corriente para la base de carga.

El espacio que ocupaban las pilas se ha destinado en la mayoría de los modelos a una mejor configuración y más opciones, en una nueva vuelta de tuerca por parte de los fabricantes para sacar el máximo partido a un elemento indispensable para las personas que sufren de pérdida de audición.

Aunque seguirán fabricando y comercializándose los audífonos convencionales, esta opción es una de las que el usuario puede tener en cuenta a la hora de adquirir su nuevo audífono. Si quiere más información, su audioprotesista se la puede ofrecer convenientemente.

Desde la Plataforma Audiológica GEA os recordamos que tenéis vuestro centro más cercano disponible y que podéis consultar nuestra web para saber cuál es. Y es que la vocación de ayuda y servicio es nuestra razón de ser.

Valora este artículo del blog:
Continuar leyendo
252 Visitas

Cosas que desconoces del audífono

Cosas que desconoces del audífono

Aunque es conocido que el audífono es un dispositivo que pretende mejorar la capacidad auditiva de las personas es cierto que existen algunos datos y curiosidades que no son del todo conocidas. El audífono se desarrolló como un método eficaz para que la salud auditiva fuese recuperada de una forma relativamente sencilla.

Seguro que poco conoces sobre la historia del audífono. Aunque ya hicimos un post sobre ello hace tiempo, conviene recordar que los primeros datan de finales del siglo XIX. Eran unos aparatos grandes y poco ergonómicos que cumplían con la función de amplificar el sonido. A través de una evolución lógica, los tamaños y funcionalidades se fueron adaptando hasta lo que son hoy: digitales y con un tamaño muy pequeño que hacen pasar inadvertidos o los hechos a medida con conexiones bluetooth y otros avances tecnológicos.

Pero algo que también desconoces es que los audífonos de colores y personalizados también existen. Especialmente para niños, pero también para adultos, la personalización de dispositivos es una forma de colaborar en la aceptación del uso del audífono como algo inherente a la vida de las personas. Sirve como una manera de ayudar en el proceso de adaptación de la persona que antes oía por sí misma y que ahora necesita un dispositivo externo.

Limpiar el audífono antes sólo se hacía en los centros auditivos pero desde hace mucho tiempo ya se puede realizar desde casa. Basta con un kit de limpieza que contenga un paño, un cepillo y un spray limpiador específico para que de forma sencilla se lleve a cabo esta labor. Normalmente se limpia el micrófono y el auricular, aunque cada vez se limpian más a fondo en el hogar.

Una de las confusiones más grandes que existen entre los hispano parlantes es que en latinoamérica y en España la palabra audífono no significan lo mismo. Mientras que en España esta palabra define el aparato encargado de mejorar la audición y la capacidad auditiva de las personas, en latinoamérica (de forma general) esta palabra define los auriculares o cascos que utilizamos para escuchar música o videojuegos.

Como ves hay un mundo de curiosidades alrededor del audífono, y en la Plataforma Audiológica GEA queremos que tengas claro que somos especialistas en ayudarte con ellos.

Valora este artículo del blog:
Continuar leyendo
271 Visitas

¿Cómo se pueden controlar los acúfenos?

¿Cómo se pueden controlar los acúfenos?

Si alguna vez hemos percibido un zumbido o pitido en los oídos que puede resultar molesto y parece no tener fin, es que los acúfenos (también llamado tinnitus) han hecho acto de presencia. Aunque normalmente son episodios transitorios, hay ocasiones que se prolongan durante días.

Con el fin de entender cómo controlar este trastorno auditivo la Plataforma Audiológica GEA expone algunos consejos en relación al problema. Y es que los acúfenos afectan de una forma u otra al 8% de la población española.

La mejor forma de combatir los acúfenos es acostumbrarse a los ruidos. Para ello, la Terapia de Reentrenamiento de Tinnitus es quizá la manera más efectiva de tratarlo con un éxito de más del 80%.

Lo que pretende esta terapia es habituarse al sonido hasta que se deje de ser consciente de que se oye. Dependiendo del grado de frecuencia e intensidad del tinnitus esta terapia suele durar alrededor de un año de media, en los que se recupera sensación de calidad de vida.

Otra de las herramientas para minimizar los efectos de los acúfenos es la utilización de audífonos con ruido blanco con el fin de acostumbrar al paciente a los pitidos y zumbidos que produce el tinnitus.

Si se opta por combinar ambas soluciones, la TRT más el uso del audífono acostumbrador, lo que se consigue es potenciar más aún los efectos positivos y la pronta recuperación del paciente.

El estilo de vida que llevemos ayuda también a reducir los efectos del tinnitus y prevenirlos llegado el caso tal y como indican los especialistas de la Plataforma Audiológica GEA.

De esta forma si evitamos la exposición a ruidos fuertes de forma prolongada, revisamos la ototoxicidad de los medicamentos, llevamos un estilo de vida saludable evitando los excesos, controlamos la hipertensión, el colesterol y mantenemos un cierto nivel de actividad física, reducimos y prevenimos los efectos de los acúfenos.

Por último siempre es recomendable consultar al médico ante la aparición repentina de los acúfenos y/o pérdida de audición.

Valora este artículo del blog:
Continuar leyendo
387 Visitas